por2520el2520112520m2520spain                        Aunque el alma llore los labios sonríen igual,

                        Igual que la mueca del mimo.

                        Como aquél reloj que paró una noche

                        Por falta de cuerda y ya no contaba las horas.

                                               Y sigue bonito.

                        Como aquél suspiro que llegó tan lejos

                        Y en llanto acabara… al no estar contigo.

                        Entre barro y agua como el arroz nace

                        Como el sol le dora.

                        Como se estremece la rama dorada…

                                   Cuando se la corta

                                   Y rompe los rizos.

                        El alma si siente, el alma si llora,

                        El alma sonríe si el mimo la añora,

                        Si de lejos llama… que nunca está sola.

                        Con el viento llega, sonrió,” mi alma le adora “

 

Autora:     MARINA PASTOR D